Europol lanza una alerta sobre esta modalidad criminal de transporte que ya ha desplazado a los escondites en camiones como procedimiento más habitual para la entrada ilegal de personas en Gran Bretaña

Cruzar el Canal de la Mancha en pequeñas embarcaciones, muchas de ellas ni siquiera semirrígidas, de esas inflables que podrían comprarse en un puesto playero, se ha convertido en la principal vía que usan las redes de traficantes de inmigrantes para entrar personas ilegalmente en el Reino Unido desde el continente. Europol, la agencia de seguridad de la Unión Europea, acaba de lanzar una alerta al respecto.

Los datos hablan por sí solos. De enero a diciembre de este pasado de 2020 se han registrado alrededor de 1.300 incidentes en los que se han visto involucrados más de 15.000 migrantes que trataron de llegar a Gran Bretaña en pequeñas embarcaciones, según datos revelados por Europol.

Sin embargo, y aunque ahora este mecanismo tan aparentemente rudimentario se ha convertido en el preferido de las mafias del tráfico de personas, por delante de la entrada de migrantes escondidos en camiones, el uso de barcas para cruzar el Canal de la Mancha no es nuevo, aunque sí bastante reciente. Continuar leyendo