Mohammed Chafih El Meabet

Ambos están divorciados,

Ambos tienen hijos

Y familiares a su alrededor,

Pero ambos se sentían solos,

Perdidos y necesitados de amor…

En una tarde de verano,

Se cruzaron sus caminos

Mientras nadaban en el mar,

El hombre se le acercó,

Le dió unos consejos

De cómo mejorar

Su forma perturbada de nadar,

De repente se acercaron

Otras chicas de su familia

Para ver lo que pasaba,

El hombre siguío con su clase

Sobre las técnicas de nadar,

Y todas, entre risas y curiosidad,

Se pusieron a practicar…

Los encuentros en la playa

Se volvieron a suceder,

Viendo que sus clases

Estaban dando sus frutos,

Un sentimiento conocido

Y rebelde de su corazón

Empezó, secretamente, a crecer…

Un día, el hombre confesó

Sus sentimientos a su amada,

Ella le explicó su situación,

Y que seguía temerosa y perturbada,

Aunque no le escondió

Que de su amor y su protección

Estaba muy necesitada…

Sus vacaciones

Ya se han acabado,

Y los encuentros en el mar

También se han terminado,

Cada uno regresó a su casa

Y a su entorno familiar silenciado,

Pero mantuvieron el contacto

Por las redes sociales,

Para superar juntos

Todas las dificultades,

Y construir para ambos

Un futuro mejor de lo soñado…