Horrapress

Marruecos ordenó 13 potentes drones de combate turcos Bayraktar además de cuatro estaciones terrestres de control remoto como parte de un esfuerzo para modernizar su armamento con equipos de última generación, informó Africa Intelligence.

Los drones Bayraktar TB-2 han demostrado su eficacia en múltiples campos de batalla, incluido el conflicto de Nagorno Karabaj y la guerra civil libia.

Los medios marroquíes confirmaron el pedido del vehículo aéreo no tripulado de media altura y larga resistencia.

Y está previsto que el suministro de drones de combate comience dentro de un año.

La orden se produjo cuando Marruecos eliminó a un alto líder militar del Polisario después de que su convoy ingresara al área al este de la berma utilizando un dron objetivo.

Marruecos ya opera drones franceses e israelíes y había encargado cuatro drones estadounidenses MQ-9B SeaGuardian fabricados por General Atomics.

Ante el temor de que Marruecos amplíe aún más la brecha de tecnología de armamento en la región, los medios pro-militares argelinos despotricaron contra Erdogan por la venta, acusándolo de apoyar al movimiento argelino de la Hermandad Musulmana Rachad.

Marruecos está avanzando a grandes pasos para modernizar su armamento a fin de garantizar la seguridad y la estabilidad regionales dada su importante posición estratégica.

Mediante la obtención de varios acuerdos de armas, ya sea con Estados Unidos, Francia, Israel o Turquía, Marruecos pretende prosperar como potencia militar regional.