Meryem Ghoua Fez Marruecos

El número relativamente bajo de casos de Covid-19 ha permitido reanudar ciertas actividades culturales y artísticas respetando las restrincciones sanitarias.

Por eso empezaron los eventos de la 14ª sesión del Festival Orientalys, que se organiza cada año para construir puentes de comunicaciónes interculturales en la tierra de Montreal, y otras culturas orientales y occidentales, celebrandolo con los ritmos de la música, la danza y otras formas de expresión.

El Festival, conocido por reunir las culturas de los pueblos de todo el mundo en sus programas y lecturas, ha sido testigo de una importante participación de Marruecos a través de la asociación que lo reúne con el Centro Cultural Marroquí en Canadá “Casa de Marruecos”; y ha sido testigo también de numerosas presentaciones artísticas y culturales que reflejan la riqueza, diversidad y autenticidad de la cultura marroquí, ya sea en la música, el folclore o la pintura.

Huda Zamouri, Directora de la Casa de Marruecos en Montreal, consideró que la presencia de Marruecos en el Festival Orientalys refleja el estatus de la cultura marroquí en Québec, Canadá y en todo el mundo, y la consideró una ocasión para presentar el patrimonio cultural marroquí a todos los pioneros, tanto canadienses como habitantes de otras comunidades que viven en Montreal, y una oportunidad para que los marroquíes que viven en Montreal se reúnan para asistir al arte marroquí.

La participación de Marruecos en la 14ª sesión del Festival Orientalys estuvo marcada por la organización de una boda típica marroquí, que incluyó rituales de el-henna y Amariya, además de la participación de Gnawa lo cúal gustó mucho al público.

Cabe destacar que el Festival Orientalys es un festival cultural artístico que se organiza cada año en la ciudad de Montreal, sus organizadores buscan a través de él reunir culturas orientales y occidentales abriendo espacios para el intercambio cultural.